Desde el 14 de mayo 2019 al 26 de mayo 2019

Utilizando el lenguaje y los procesos del proyecto de arquitectura, el artista hace uso del grabado como módulo con el que diseña una obra a caballo entre la arquitectura, la instalación y el diseño de interior.

Con ello plantea una reflexión sobre la herencia y el patrimonio, tanto individual y colectivo como un espacio que se nos lega, y el cual tenemos que aprender a interpretar y recorrer.